miércoles, 2 de septiembre de 2020

Arqueólogos hallan restos de Betsaida, población donde Cristo realizó el milagro de los panes y los peces y caminó en el agua



Infocatólica Un grupo de arqueólogos dirigido por el profesor Rami Arav de la Universidad de Nebraska, da por hecho que ha encontrado los restos de la ciudad bíblica de Betsaida, en Tierra Santa.


(Cope) De acuerdo con la Biblia, Betsaida es el lugar donde Jesús multiplicó cinco panes y dos peces para alimentar a 5000 personas, hizo que un ciego recuperara la vista y caminó sobre el agua. Desde esta ciudad ademàs venían los apóstoles San Pedro, San Andrés y San Felipe.
Recientemente algunos científicos de la Universidad de Nebraska aseguran haber encontrados los restos de esta ciudad bíblica cerca del mar de Galilea. Con un trabajo de más de tres décadas y varios artículos publicados, Rami Arav, arqueólogo, profesor asociado de la Universidad de Nebraska, asegura haber encontrado los restos de la ciudad de Betsaida, cerca del río Jordán que desemboca en el mar de Galilea.
El sitio arqueológico de Et-Tell
De acuerdo con el diario israelí Haaretz, el trabajo del equipo de Arav destronó a otras excavaciones que también buscaban la ciudad en sitios aledaños. El hallazgo del equipo de Arav se realizó en el sitio arqueológico de Et-Tell (que significa montículo), localizado en la ribera del río Jordán. Allí, los especialistas desenterraron fortificaciones monumentales, la puerta de la ciudad y lo que se cree fueron almacenes de alimentos. Este sitio arqueológico se encuentra en Cisjordania, apenas a un kilómetro y medio del Mar de Galilea.

Lugar propenso a los cambios tectónicos

Entre los descubrimientos del sitio arqueológico de Et-Tell también se encontró una estela que representa al dios de la luna. Esta pieza, le dio herramientas a Arav y sus colegas para identificarla como la capital del reino de Geshur de la Edad de Hierro. «Las fuentes antiguas imponen varios requisitos para la identificación de Betsaida», ha apuntado en el «Daily Mail», donde también ha agregado que «los hallazgos en Et-Tell me convencieron no solo a mí, sino a un grupo de expertos».
Aunque Et-Tell se encuentra a casi dos kilómetros del mar de Galilea, contrariamente a la descripción de la Biblia de Bethsaida como un lugar al que se puede acceder por barco, el sitio de excavación puede haber estado más cerca en la antigüedad y que se haya alejado del agua por los cambios en el suelo. «Es necesario saber que el Mar de Galilea está justo en medio de la grieta sirioafricana y es propenso a los cambios tectónicos», añade Arav.
Arav dijo que en el Libro de Josué las ciudades que rodean el mar de Galilea son enumeradas en el sentido de las agujas del reloj empezando por la más grande, llamada Zer, y Et-Tell es el sitio más grande del área. Arav también destaca la descripción de Josephus de cómo Bethsaida fue posteriormente «ascendida a la dignidad de una ciudad» y rebautizada como Julias, en honor a la esposa del emperador romano Augusto. En Et-Tell precisamente el equipo de investigación que estudiaba el lugar halló un templo en honor a esa mujer.
Los investigadores también descubrieron equipos de pesca antiguos entre las ruinas del asentamiento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Quien Obedece a Bergoglio desobedece a Dios

Laicos Unidos en Cristo:   San Vicente Ferrer enseña que quien obedece a un falso papa viola el Primer Mandamiento y comete el grave pecado...